PROTECH Y PLATAFORMAS DE PARTICIPACIÓN COLABORATIVA EN BIENES RAÍCES

América Latina y el Caribe tienen la mayor proporción de habitantes de ciudades del mundo, según una investigación del Banco Interamericano de Desarrollo  (BID). El mercado inmobiliario se ha reinventado en los últimos años gracias a la innovación tecnológica y la transformación digital en algunos de sus procesos que apuestan al desarrollo de dicha industria con la inclusión u optimización de procesos comunes en este mercado. 

Protech, tecnología a favor del desarrollo inmobiliario

Proptech es un acrónimo  de “Propiedad + Tecnología”  y se refiere a los emprendimientos o startups que ofrecen productos innovadores para la industria inmobiliaria o nuevos modelos de negocio que buscan transformarla. Algunos ejemplos de esta industria son los softwares como Rightmove, Opendoor o Zoopla; al igual que otros hardwares, materiales o herramientas de manufactura como la impresión 3D. Además, Proptech encarna el lado transaccional de la industria de la propiedad, y en sus extremos toca a las FinTechs, a la tecnología de la construcción y a las ciudades inteligentes.

De acuerdo con Unissu la plataforma de certificación en empresas Proptech en América Latina existen 350 compañías dedicadas a desarrollar proyectos de este tipo, las cuales se encuentran divididas de la siguiente forma: 

Evolución de Bienes Raíces a Plataformas de Participación Colaborativa 

Las Plataformas de Participación Colaborativa (PPC) tienen por objetivo impulsar la participación a inversores, emprendedores o particulares de aportar capital acorde a sus ingresos para desarrollar proyectos inmobiliarios con gran potencial de crecimiento utilizando los sistemas de Crowdfunding y Crowdlending. Estas tendencia ya tienen presencia en algunos países como: Estados Unidos, Inglaterra, Francia, España, Canadá y ahora es el turno de América Latina.

De acuerdo con un artículo el sitio web ECIJA.com expresa que el Crowdfunding “busca recaudar financiación a través de una pluralidad de inversores con el objetivo de invertir en un activo inmobiliario para su puesta en alquiler y futura venta”. Mientras que el Crowdlending persigue “reunir una suma de dinero con el fin de otorgar un préstamo a un tercero, que destinará a la compra de suelo o a la construcción de un inmueble, para obtener a su vez un rendimiento de dicha inversión, como una suerte de préstamo bancario compuesto por principal, que sería la suma invertida, e intereses, la remuneración que obtendría el inversor”.

Tendencias en Tecnología Inmobiliaria para 2020

En un artículo desarrollado por TICBeat.com se resumen cinco tendencias tecnológicas que están dando una vuelta de tuerca al sector de Bienes Raíces en Latinoamérica y en el mundo: 

Big Data

Aplicados al sector inmobiliario, El Big Data permite que los individuos y las compañías tomen decisiones informadas con respecto a invertir, administrar y operar en base a ese análisis de macro datos. Por ejemplo, se puede utilizar para proporcionar información relativa a la historia de la propiedad, el coste de la misma, los detalles del barrio, el cálculo del pago de la hipoteca e incluso para pronosticar su revaloración futura teniendo en cuenta diferentes parámetros.

Realidad Virtual (RV) y Realidad Aumentada (RA)

Las aplicaciones de RV y AR se ponen al servicio de un potencial comprador que ahora puede ver completamente una propiedad incluso cuando todavía no se ha construido. Hay compañías especializadas en ofrecer vídeos 360 grados que permiten conocer previamente cómo será la vivienda, y se convierten en una herramienta útil para aumentar el número de operaciones cerradas. 

Chatbot

Aplicado al sector inmobiliario, el desarrollo de algoritmos y la herramienta de chatbot ha permitido al usuario obtener la valoración de su vivienda en dos minutos y a través del móvil, un proceso que de forma analógica podía demorarse varias semanas; así lo señala Jesús Pérez Picó, CMO de ProntoPiso, compañía que ha lanzado un servicio de chatbot para valorar viviendas de forma online.

Drones

Los drones son capaces de alcanzar las plantas superiores de grandes edificios y tomar imágenes panorámicas inspiradoras de áreas en cualquier superficie que abarcan desde propiedades en la costa que hacen soñar a los futuros inquilinos, hasta imágenes de una vivienda unifamiliar y el barrio en el que se encuentra.

Blockchain

Las aplicaciones del Blockchain a la industria inmobiliaria son muy diversas. Algunas compañías lo implementan para tramitar los pagos del alquiler, eliminando intermediarios y reduciendo costes en la transacción. Otras lo usan para la tasación de viviendas o validar la información ante terceros, para que cualquier usuario pueda utilizarla en los distintos procesos que requieran de un documento oficial, como la solicitud de una hipoteca, con el consiguiente ahorro de tiempo y costes.